Casi le arranca el dedo de una mordida, a la vecina. Por pleitos entre sus hijos.

La noche del domingo pasado, en Nuevo León, dos mamás se enfrascaron en una pelea en donde ambas terminaron heridas. Una de ellas casi sin un dedo.

Sus hijos se encontraban jugando, afuera de sus respectivos domicilios, en un momento determinado algo no les pareció del juego y se pelearon, cada uno acuso al otro con su mamá. Y en lugar de poner paz y arreglar la situación, ellas se terminaron agarrando a golpes frente a sus hijos

Durante la pelea, una mamá mordió el dedo de su adversaria. La agresión fue tan fuerte que estuvo incluso a punto de amputarle la extremidad con los dientes.

La vigilancia local al ver la pelea acudieron inmediatamente a separar a ambas mujeres. Tras ver los hechos, optaron por mandar a traer a las autoridades correspondientes.

Al llegar las autoridades correspondientes, ambas madres fueron puestas a disposición del Ministerio Público por causar desorden en vía pública, así como por las acciones de agresión.

Las detenidas fueron identificadas como Mayra Deyanira, de 39 años y Guadalupe, de 44 años, esta última fue la que presentó la lesión en la mano izquierda; en tanto, la primera tenía diversos rasguños y golpes en el rostro.

Deja un comentario

Loading...